Agendar Llamada Agendar una Llamada      |      Icono atención 01 800 7777 246        
Cómo el trabajo y la vida colectiva están redefiniendo el espacio como un servicio

Cómo el trabajo y la vida colectiva están redefiniendo el espacio como un servicio

26/08/2016

Algunas de las empresas más innovadoras y rentables del mundo basan sus modelos de negocio en la comercialización de recursos no explotados. Facebook ha dependido de que sus usuarios generen contenido y datos durante años, y las organizaciones están empezando a darse cuenta del valor de la recolección, procesamiento, almacenamiento y la adopción de medidas frente a grandes datos.

En la industria AEC, algunas empresas están descubriendo el potencial oculto del exceso de energía generado por edificios, mientras que otros están tratando de utilizar las grandes superficies de azotea de los mega centros comerciales y supermercados para la captación de energía solar. Airbnb ha convertido unidades de vivienda poco utilizadas en activos, y permite a las personas generar ingresos adicionales por el alquiler de sus hogares a viajeros.

Las nociones tradicionales de espacio "privado" y "público" están siendo erosionadas bajo la influencia de una economía de intercambio y el avance tecnológico. El espacio está siendo reconocido como un producto rentable en sí mismo.

La industria de bienes raíces comerciales está experimentando cambios similares. los espacios deCoworking están brotando en las grandes ciudades, con propietarios de edificios que encuentran maneras de aprovechar los escritorios y oficinas con bajo uso, enfocándose en un número creciente de personas que trabajan desde casa o trabajan fuera de sus oficinas principales. De hecho, la Oficina de Estadísticas Laborales estima que para el año 2020, aproximadamente 65 millones de estadounidenses serán autónomos, contratistas independientes y emprendedores solitarios, y constituirá alrededor del 40% del total de la fuerza laboral.

De acuerdo con la encuesta 2014 All State-National Journal Heartland Monitor Poll, la generación millenials prefiere trabajar en lugares donde pueden encontrar una comunidad de personas de ideas afines. Varias otras encuestas han confirmado que la generación del milenio quieren un lugar de trabajo "divertido y social", horas de trabajo flexibles y valoran en el estilo de vida y viajar. Ellos están menos interesados en adquirir una vivienda, pero están dispuestos a gastar dinero en experiencias y eventos. El aumento de la movilidad y el ascenso de la economía del compartir no sólo están cambiando la forma en que las generaciones más jóvenes viven, trabajan y viajan sino también transformando nuestro entorno físico.

Encontrar un espacio de oficina y la creación de la infraestructura necesaria para su funcionamiento puede ser una tarea desalentadora para los que están recién comenzando. Los propietarios suelen estar interesados en contratos a largo plazo, lo que es muy poco ideal para las jóvenes empresas y autónomos. Reconociendo la necesidad de una mayor comodidad, flexibilidad, y menos responsabilidad, compañías como WeWork han desarrollado modelos de negocio exitosos en torno a la idea del espacio como un servicio.

Fundada en 2010, WeWork se ha convertido en el precursor del espacio como una tendencia en servicios y es una de las de más rápido crecimiento en consumidores de espacio de oficinas en la ciudad de Nueva York. Reconociendo la desaparición de puestos de trabajo con horario de 9 a 5, sus fundadores decidieron crear un servicio que funcionaría como una "red social física."

Esencialmente, WeWork transformó un negocio de bienes raíces en una plataforma tecnológica. La idea de compartir el espacio no es nueva, pero se ha traducido por WeWork desde un espacio de intercambio en un concepto estrechamente relacionado con los hábitos de vida y de trabajo de las generaciones más jóvenes.

 

Fuente: www.archdaily.mx